Entradas

Mostrando entradas de enero 28, 2018

Las tradiciones se rebelan. Los molinos maquileros. 51

Imagen
Un molino maquilero es aquel que se dedica a molturar cereales para conseguir harina. En la zona consta su presencia desde el siglo XVIII, aunque hay muchos indicios de que ya hubiera en época de la dominación musulmana. Se le llama maquilero debido a que la maquila es el tanto por ciento que cobra el molinero por moler el cereal, la mayoría de las veces en especie.

Los benalupenses de a pie bajo el primer franquismo. La debilidad del "sexo débil". 14

Imagen
Ya he escrito otras veces que tengo claro que la autarquía ha sido una de las peores épocas de la historia de España, llegando la represión política y la miseria económica a cotas desconocidas. En ese contexto todas las personas vivieron en unas pésimas condiciones, pero van a ser las mujeres las que peores lo pasaron, ya que ellas sufrieron una mayores calamidades económicas, políticas, sociales y culturales.

El Gallo Blanco. Vivencias de aquellos años en la Alameda 1.B. Por Francisco J. Martínez Guerra

Imagen
Desde la Alameda, donde los chavales jugaban al futbol con una pelota de goma, cuando no de papeles atados con una cuerda, pues la de goma acababa en manos del municipal cansado de repetir aquello de “si quieren jugar que se vayan al cerro de Cordones”, tras las primeras lluvias del otoño, veíamos las yuntas de bueyes arando los campos de la vega.

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El estraperlo. 13

Imagen
Hablamos en la anterior entrada del estraperlo y de algunos casos en el Benalup de Sidonia de la época. Del estraperlo participaron los jornaleros, pero los grandes beneficiados fueron los propietarios y los comerciantes, adscritos al régimen.

Las tradiciones se rebelan. La trilla. 50

Imagen
El ciclo agrícola terminaba con la trilla, cuando el resultado de la siega era molido, para hacer almacenado, previo su venta o uso. Los haces de espigas se llevaban a la era, se esparcían por el suelo y se hacía funcionar sobre ellas el trillo. Las cuchillas, en forma de ruedas, situadas bajo la plataforma sobre la que se asienta el conductor, van cortando las espigas en trozos muy pequeños. La trilla estaba formada por una tabla ancha con ruedas de hierro con pinchos en su lado inferior. Sobre el trillo se subía una persona que era quien dirigía al animal, aunque a veces el hombre se colocaba de pie y sobre el trillo se ponía algo de peso.  Cuando estaba triturada la paja se aventaba. Con el viergo se lanzaba hacia arriba y el viento separaba el pasto del grano que caía al suelo. Este trigo se llevaba al molino, para obtener harina para hacer pan.

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El estraperlo. 12

Imagen
Muy relacionado con la represión social de la entrada anterior está el siguiente post. Debido a las especiales condiciones económicas y políticas de la postguerra también apareció otro fenómeno conocido como el estraperlo. La diferencia que hay con el contrabando es que esté está relacionado con la frontera con otro país, mientras que el estraperlo es dentro del mismo país. Los recursos escaseaban, lo que unido al intento de reglamentación y control absoluto por parte del estado de toda la economía aparece la venta clandestina de productos de primera necesidad, que escapan al control de calidad y cantidad del gobierno nacionalista.

Las tradiciones se rebelan. La siega. 49

Imagen
En la penúltima entrada de esta serie hablaba de la importancia que tenía la siembra en las tareas tradicionales agrícolas. Aún más la tiene la siega, pues es el punto culminante del proceso y necesita una gran cantidad de mano de obra si se hace artesanalmente. Si en todo el mundo rural la siega es importante, en Benalup-Casas Viejas surgido y evolucionado en torno al problema agrario aún lo es más. La siega está relacionado con el nacimiento del pueblo, pero también con la gran conflictividad laboral y social que ha caracterizado a la historia de este pueblo, como desarrollaré posteriormente.