Los Barberanes. 2. Por Carmen Barberán

Carmen Barberán Mena_Paqui del Río Ruiz_Pepi Barberán Mena

La familia Barberán siempre se ha movido para buscarse la vida como fuera y dónde fuera, de hecho parece que así fue como el primer Barberán llegó a Casas Viejas.

Mi abuelo, Antonio Barberán Romero era herrador pero también tuvo una tienda de bebidas “La Buhardilla” junto a su mujer Antonia Jiménez Gil. Sus hijos Francisco y Antonio habían trabajado con él  en la herrería.

Mi tío Francisco murió con 53 años víctima e un cáncer. Su mujer ,María Cózar, emigró dos años más tarde a Mataró (Barcelona) con sus hijos más pequeños (Jesús, Manolo y José Luis) eso fue en el año 1965.  Un año antes su hijo Paco marchó a Mataró después de casarse. Los mayores buscaron suerte en otras ciudades, Andrés se quedó en el pueblo, Antonio fue a Madrid y Vicenta también marchó. La mayoría de sus hijos se dedicaron a la construcción, eran tiempos en los que abundaba el trabajo en Cataluña.
Francisco Barberán Jimenez y María Cózar Buendia


Mi padre, como buen Barberán trabajó en sectores muy variopintos, era un hombre que no le asustaba el trabajo y se atrevía con todo, igual arreglaba el asiento de enea de una silla como criaba conejos, cuidaba  del huerto o hacía un mueble que se necesitara.
Antonio Barberán Jiménez



De los medios de vida más pintorescos de mi padre fue el de contrabandista de tabaco, a veces también medias para las señoras. Me encantaba oír sus historias de cómo iba a caballo hasta Gibraltar con otros compañeros, de los que desconozco el nombre. Cabalgaban de noche para evitar a la guardia civil y por caminos que pocos conocían, además iban acompañados de un perro entrenado para avisarlos si se acercaba la guardia civil. Por aquel entonces vivía con mi madre Antonia Mena y mis hermanos mayores (Ángeles, Paco, Antonio y Pepi) en la calle Cervantes, dónde ahora vive mi primo Jesús Barberán Cózar. All llegar a casa con el alijo de tabaco les decía a mis hermanos que era chocolate o alguna otra metirijilla y lo escondía en los rincones de la casa.

Comentarios

Entradas más vistas

Todo el mundo publica libros

Leer y viajar antídoto contra el fatalismo. Fiestas. Corpus Christi. 2

SENTIR Y VIVIR EL PATRIMONIO. PATRIMONIO INMATERIAL. Actividades tradicionales extinguidas. 15

Los movimientos migratorios en Benalup-Casas Viejas. Válvula de escape y soplo de aire fresco.Las emigraciones del campo de Gibraltar. 7

Tenemos memoria

Leer y viajar antídoto contra el fatalismo. Eslava Galán. Benalupenses en España. La Alhambra. 5