XIX EXPOSICIÓN DEL IES CASAS VIEJAS PATRIMONIO CULTURAL FAMILIAR DE B-CV

El sábado de 11 a 13 horas se puede ver en el IES Casas Viejas en el laboratorio de la planta baja la exposición sobre temas históricos que ha montado el IES con motivo de la XXIV Semana Cultural. Publico la introducción y la presentación de las dos lonas con fotos.




Más que de grandes ideas y héroes individuales la historia se mueve cubriendo las necesidades que se van presentado y como un compendio de muchas microhistorias. A este doble planteamiento responde esta XIX exposición del IES Casas Viejas sobre temas relacionados con la geografía e historia de este pueblo. Se trata por un lado de rescatar, valorar, dar dignidad, difundir, conocer…  el patrimonio cultural familiar de este pueblo para poder valorarlo y defenderlo en su propia medida. Todos los pueblos necesitan hacerlo, este por la loza que ha sido demasiadas veces su historia, más si cabe. No responde, por tanto, esta exposición (ni las dieciocho anteriores) a ninguna idea brillante, ni acto heroico de nadie, sino que surge como respuesta a una carencia y una necesidad tangible. Por otra parte, como siempre, no hemos optado por grandes héroes que ganaran batallas, o personajes espectaculares y poderosos, o por eventos y hechos concretos, hemos elegido las pequeñas batallas diarias de nuestros antepasados, las microhistorias de los que han poblado esta tierra y han forjado el carácter de su gente. Por eso, podemos en dividir en tres bloques el contenido de esta exposición. En primer lugar, las biografías de abuelos y familiares de nuestro alumnos, en segundo lugar el mundo del carnaval y el tercero la cacería y su entorno. 



Al igual que siempre, la exposición se ha hecho en base a los trabajos de los alumnos del IES Casas Viejas y con la colaboración necesaria e imprescindible de las familias. 



EL ADN DE UN PUEBLO
En esta lona aparecen una serie de retratos que representan el carácter de este pueblo. No se trata de abarcar todas las personas que han vivido en este pueblo, empeño imposible, sino que pretender ser una muestra representativa de los  casaviejeños que con sus idas y venidas han formado un pueblo caracterizado por esa carretera y manta a la que siempre están supeditados, que acogen estupendamente al que llega a esta tierra porque son conscientes de que pertenecen a esa misma carne de cañón que ellos, que representan las distintas etapas históricas por las que ha pasado el pueblo en el siglo XX y a los que la superación de las dificultades que se han presentado especialmente evidentes en esta tierra los ha hecho más fuertes como la roca y más listos que el hambre. Todo ello dentro del problema agrario que caracteriza la formación y creación de este pueblo y a través de las vicisitudes especiales de las familias sobre las que los alumnos han realizado su trabajo.



Con evidente afán didáctico hemos elegido cuatro bloques temáticos. Por un lado están los que representan los movimientos migratorios, por otro los relacionados con la dependencia política y económica que creó la estructura de la propiedad surgida tras la desamortización. Un tercer espacio lo ocupan acontecimientos históricos de especial relevancia en la historia del pueblo, para terminar con algunos oficios tradicionales de Benalup-Casas Viejas. Así como representativos de los movimientos migratorios aparece Diego Peña y Juana Sánchez, los sopacas,  los Pérez Torres de Jubrique, los Rodrgíguez Sánchez que recalaron aquí porque el patriarca era peón caminero, José Barberán Quijada, Isabel Máñez Ordóñez o la familia Reyes Monroy uno de los muchos que marchó a Torrent, los Guillén de Guaro, Juan Moreno Vidal y su emigración a Marbella,  varios de Pepe Candón o Pepe Pilar o la familia Moreno como prototipos de los asidonenses que se establecen en Casas Viejas, Juan Román de la sierra gaditana, los Jimeranos, Pepe el mecánico y su familia de Jerez, los Finoccio italianos,  o la de Juan Bullas que emigró primero a Alemania y luego a Torrent, Oca a Barcelona… Como representantes del problema agrario aparece el retrato de José Olmo y su mujer María Bollulos, el introductor del anarquismo en Casas Viejas, el de Manolín el del torno, el primer intento de reforma agraria que hubo, en este caso socialista, , hay varias fotografías que ejemplarizan los sucesos como el retrato de Gallinito, Juan y Jerónimo Silva Cruz, el de Rosalía Estudillo, la mujer y madre de Fernando y Manuela Lago. En cuanto a los acontecimientos políticos la mayoría de los retratos tienes que ver con la derrota que supusieron los sucesos y la guerra civil. Este es el caso de Juan Sopas, José Suárez Orellana, el maestro lotero,  los hermanos Pavón, Pedro Moya Paredes, el Tariero, Petaca y Jiménez Candón… El último bloque es para las sagas familiares y los oficios. Así aparecen los Ríos, Ortiz, Gallinitos, Torrijas, Parra algodoneros, carboneros, jornaleros, corcheros, pastores, cabreros como el tío Coronil, Francisca Macíanla Periquina, Cuchi Macías,  Angelín Guillén, corcheros comiendo según el rito de Cucharrá y paso atrás…

Foto arreglada por Manuel Cepero


En definitiva, un mosaico representativo de la historia de Benalup-Casas Viejas, que nos recuerda que estamos hechos de tiempo y de lo que lucharon, superaron y sufrieron nuestros antepasados. 







LOS CARNAVALEROS DE BENALUP-CASAS VIEJAS
En esta lona se presentan una serie de fotografías relacionadas con el carnaval de Benalup-Casas Viejas. Tiene algunas particularidades. Por un lado, las personas que aparecen han destacada por su popularidad y por pertenecer al carnaval de pueblo, pueblo. Llegaron incluso a disfrazarse cuando estaba prohibido en tiempos de Franco. En cuanto a las agrupaciones destacan las que salieron en la época de Franco. Así  Los Toreros, los bandoleros, los Turistas del Figuras, Los Indios, Los Redactores y Los Niños Llorones. Tras más recientes como los Volaos, los Vinateros, los Dormilones, Los Chumberos o Los Travoltas. En cuanto a personajes en la lona aparecen varios miembros de la familia Gallardo y de los Sánchez. Además de Mateo Aguilar, Santitos, Reputo o el Cojo Chinejas.



Se trata de una manifestación popular, propia del patrimonio cultural intangible, que ha estado muy desprestigiada y, a veces, perseguida y censurada. Por ello, es necesario que la conozcamos, para así protegerla y  valorarla en su justa medida.



El tercer bloque temático es para la caza. Hay un magnífico trabajo sobre la cacería en el cortijo de Isla Verdes y otros sobre guardias y furtivos. Se completa la exposición con numerosos árboles genealógicos y los trabajos realizados por los alumnos. 



En definitiva, que merece la pena verla,para lo cual tienen la opción de hacerlo el sábado 4 de marzo de 11,00 a 13,00 horas, en el laboratorio de la planta baja, entrando por la puerta principal.

Comentarios

Entradas más vistas

Tal como eramos en 1992

Los outtakes de Mintz. Buenas noticias de Washington

Cuando el teatro se convirtió en una corsertería