headerphoto

Un siglo de iglesia en Benalup-Casas Viejas. La centralidad. Las bendiciones. 16


Cuando se inaugura una casa, una tienda, un bar o negocio era común en la sociedad tradicional que coincidiendo con el inicio de la actividad el cura expresara  las bendiciones religiosas mediante signos y palabras. La palabra bendecir viene del latín "bene dicere" bien-decir. Trasvasado al lenguaje religioso bendecir significa decir bien a Dios, augurar o desear cosas buenas y agradables para la cosa, la persona o el objeto al que se les imparte. 




La primera fotografía es de mitad de la década de los cincuenta, en ella el padre Muriel bendice la inauguración del garaje de Manuel Montiano Cózar y Paz Vela Lara. Las bendiciones no sólo tienen carácter religioso, sino también antropológico,  eran un ejemplo de la fuerte connivencia entre la iglesia y los poderes locales, ya que como podemos observar en esta fotografía al lado del cura aparece un número de la Guardia Civil. Junto a ellos, familiares y amigos de los dueños. Así aparecen Manuel Montiano Cózar, Manuel Montiano Vela, Bernardo Cózar, Javier o Juana María Cózar de la Flor, también Pedro Vela Lara, su mujer e hijos.




En la segunda fotografía, el párroco Antonio González bendice el taxi de Juan Sánchez "Rancho Vinagre" en la puerta de la iglesia, en plena Alameda. La tercera fotografía corresponde a la bendición-inauguración de la panadería de la plaza Fuente de los Vaqueros de la familia Ríos. En ella aparece el cura Antonio González González,  el patriarca de la familia Benito Ríos López y sus dos hijos José María y Manuel Ríos Perez. Es 7 agosto de 1976. La última foto es de la misma bendición y aparecen además el alcalde pedáneo José Romero Bohollo y su señora y el director de la caja de Ahorros de ese momento José Luis González, prueba evidente de que este tipo de actos reunía a la élite local.


0 comentarios: