La IV ruta de la tapa


Ayer anduve de ruta gastronómica de las setas. Escuché muchas veces que el problema de este pueblo es que no sabe venderse. Tengo un amigo que cuando tiene una idea la repite muchas veces, en vez de argumentarla con ideas complementarias, de añadirle datos a la tesis principal,  él repite la misma frase muchas veces. Ya estoy acostumbrado y; sobre todo,en este caso tiene toda la razón del mundo, no más que un santo, sino la misma. 


Ayer fue de estos días esplendorosos. La fiesta estaba en el paladar, en los bolsillos, en los bares, en las calles,... Daba alegría ver la cara de la gente. Grupos de amigos habían quedado para hacer la ruta juntos, hacía mucho tiempo que no se veían y hoy era un día especial. Grupos que superaban a veces la decena, que estudian en universidades distintas y que aprovecharon el evento para  darle un repaso al presente y al pasado. Grupos de amigos de toda la vida que volvieron a reencontrarse. Y sobre todo mucha, gente foránea que había aprovechado el puente y acudido al reclamo que la peña micológica les había lanzado invitándolos a  este evento. De alguna manera era un ambiente prenavideño, donde la alegría y el positivismo se expandía y contagiaba. Como canta Serrat: "Vamos subiendo la cuesta/que arriba mi calle/se vistió de fiesta".



La satisfacción era tremenda entre el personal de los bares. Los tiempos que corren y la evidencia de que había merecido la pena el esfuerzo realizado, explicaban su estado. Entre los miembros de la peña micológica reinaba un regocijo especial. Todo estaba saliendo según lo previsto con la participación de gran cantidad de público a sus actividades, tanto del pueblo como de fuera. También había complacencia entre los casaviejeños. Este contexto producía una amable sensación de sentirse querido.

Del facebook Benalup desde la fotos (Paco Sánchez Moya)



Las comparaciones con las jornadas de puertas abiertas de los pueblos vecinos eran inevitables en las conversaciones de nuestro grupo. La evidencia de la calle  y los negocios llenos hacía que ya nadie dijera aquello de que este pueblo no tiene nada, aquí no se puede ver nada. Al menos este largo fin de semana tiene algo y ha venido mucha gente a verlo y probarlo. Aunque, como repite machaconamente mi amigo, este pueblo no sabe venderse. Además, hay dos evidencias: hace cinco años en el puente de la Inmaculada no vino casi nadie a visitar Benalup-Casas Viejas. Hace cinco años muy poca gente se imaginaba lo que una peña micológica podía organizar y desarrollar. Hace cinco años nadie creía que fomentando la difusión-valoración de nuestro medio ambiente se podía, al mismo  tiempo, colaborar en el desarrollo económico de la zona. Es lo que planteaba hace mucho tiempo el proyecto Benalup 2000. Hace cinco años muy poca gente buscaba setas y se interesaba por este mundo. Hace cinco años nadie se imaginaba que 23 bares iban a ser capaces de ofrecer un dechado de imaginación y trabajo en forma de tapas relacionadas con la micología. Hoy libros sobre este tema hay en casi todas las casas de los benalupenses. Somos un pueblo donde la seta es importante, hace cinco años se caracterizaba por su invisibilidad.



La segunda evidencia es que si gente de la sociedad civil ha sido capaz de organizar con  tremendo éxito este tipo de jornadas (ruta gastronómica, conferencias, exposiciones, animaciones...), quién puede negar que dentro de otros cinco años, por poner un ejemplo, no estemos celebrando el éxito de otras dedicadas a la prehistoria, al mundo musulmán, a los recursos naturales, a los itinerarios por la sierra, a la antropología de Casas Viejas, a Mintz o a los Sucesos de Casas Viejas, o a unas jornadas de puertas abiertas donde se puedan visitar El Tajo las Figuras, las tumbas antropomórficas, los dólmenes, la Morita, El Cuervo, el museo de las cúpulas, el puente del Celemín, las casas señoriales del pueblo, la Iglesia, los centros de interpretación, los lugares donde antes había chozas, los....por poner solo unos ejemplos. ¿Quién nos iba a decir hacer unos lustros que en el pueblo se iban instalar hoteles de la categoría de Utopía o el Fair Play?



El problema no es que en este pueblo no haya nada para ser visitado (me indigno cada vez que lo escucho), el problema es, como repite insistentemente mi amigo, es que no sabemos vendernos. En google se puede mirar lo que recogen los distintos medios sobre las noticias de actualidad. Esta mañana he mirado en el buscador estrella de internet y no he encontrado nada sobre la jornada de ayer (sí mucho de las jornadas de Medina o Vejer). Creo que cuando se lleva a cabo una idea tan magnífica como la de la peña micológica, cuando se hace realidad vender los productos de tu tierra fomentando el desarrollo sostenible, cuando se consigue compatibilizar el aspecto lúdico, cultural, monetario y medioambiental...,hay que alegrase, hacer la ruta y difundir sus bondades. Bien pensado, a lo mejor el problema no es que no sepamos vendernos, la cuestión de fondo puede ser ¿queremos vendernos?


Las fotos de las tapas de los bares las he cogido del facebook del Ayuntamiento de Benalup-Casas Viejas

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Partido Popular Benalup Casas Viejas ha dejado un nuevo comentario en su entrada "La IV ruta de la tapa":

Hola Salustiano. Nos encanta este post. Benalup tiene múltiples argumentos para ser visitado y para explotarse.
Si te das cuenta, la extraordinaria ruta de la seta no la han pensado "ELLOS" y por lo tanto no tiene valor. El Sábado en vez de apoyar a los seteros se fueron a la caseta municipal de"guisote" con achaque al Belén viviente, cosa que también es importante pero hay mas días.
Gracias a la Asociación Micológica, el fin de semana ha sido una fiesta en Benalup. FELICIDADES A TODOS SUS MIEMBROS.
Firmado.- Roberto Ríos Fernández

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. Vencedores. 5

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV