headerphoto

Atún rojo en el Cafelito

Tenía un compañero de trabajo que decía que solo comía pescado de Barbate en Barbate. Pues ahora se puede comer atún de Barbate o de Conil o de Zahara o Tarifa en Benalup-Casas Viejas. Eso es así porque el bar el Cafelito celebra durante junio el mes del atún rojo. Este mediodía he estado probando algunas tapas de atún con amigos (adelantándonos al evento), la verdad es que nos gustaron bastante. Dominan las recetas poco cocinadas, bastante elaboradas, pero trabajadas en crudo o semicrudo que parece ser que es la forma en la que más se aprecia el sabor de estos túnidos. 

Ilustración de Laura Candón
Hablando con un amigo de Barbate sobre el atún y la necesidad que tiene este pueblo de explotar este recurso comentaba que lo normal era que lo explotaran ellos, no Benalup. Me he acordado de esta frase y le hice algunas fotos a las tapas, este es el origen de este post. Paco Rubio Martínez, no Soria, es un madrileño de Coslada que como tantos otros empujado por las partes húmedas echó amarras en nuestro pueblo. Como casi toda la gente que viene de fuera ha aportado un saludable aire fresco, en este caso en orden gastronómico. Son ya tradicionales sus semanas gastronómicas dedicadas a la tortilla, a la croqueta, al montaito, a la minihamburguesa, a la brocheta, a la tapa fría... El Cafelito se caracteriza por sus ganas de innovar, ofertar distintas variedades gastronómicas, constituyéndose en un establecimiento muy atractivo para los que nos gusta probar recetas y especialidades distintas. Se trata de una cocina moderna, elaborada, que intenta mezclar las raíces de la tierra con las aportaciones de fuera. Esa mezcla de localismo y cosmopolitismo me parece muy interesante. Este mes de junio  se lo ha dedicado al atún y la verdad es que merece la pena por lo que significa de innovación y de oferta de un producto tan excelente como el atún, que a la vez es tan cercano y desconocido. 




En un mundo tan globalizado como el que nos ha tocado vivir no es futuro que intentemos aprovechar y ofertar los recursos de los pueblos cercanos sino que es presente y una realidad tangible. Al igual que pueblos como Barbate o Vejer o Medina o Alcalá ofrezcan los recursos turísticos de Benalup para intentar atraer, completar su oferta y contentar a posibles turistas. Son las lógicas relaciones simbióticas que se establecen entre los pueblos de una misma comarca. No todas las redes van a ser digitales. De esta mezcla sale beneficiado tanto unos como otros, como pasa en el caso de este mes del atún que ofrece el Cafelito. 





No me ha dado tiempo a probar todas las tapas que ofrece, pero prometo repetir y  no dejar ninguna en el tintero. Por ahora el Gin Tunic, el Tataki de atún y algas y el Carpaccio de atún con aceite de eneldo me han parecido estupendas estando entre las que hemos probado tanto yo, como mi reputado experto gastronómico amigo que me acompañó. Por eso elogiar y recomendar iniciativas como esta, recordar que está en los genes y en la idiosincracia de este pueblo la gente que viene de fuera y aporta las ganas de innovar y vivir y que tenéis todo el mes de junio para acercarse por el Cafelito para degustar las distintas ofertas gastronómicas relacionadas con el atún que ofrece a los benalupenses.
(Mi amigo, el experto gastronómico se encargará de pedirle a Paco la comisión por este post en forma de tapa)

1 comentarios:

Lau dijo...

iremos iremos