El concurso de carnaval de 1966

Si la polémica siempre acompaña al carnaval, está se hace omnipresente si hay concurso y premios. En el carnaval de 1966 salieron cuatro agrupaciones; los maletillas, los algodoneros, los niños llorones y los turistas del figuras. Estas dos últimas optaban el premio final. Pero su rivalidad no sólo venía de que tuvieran expectativas parecidas, sino además representaban mundos totalmente distintos. Los primeros eran la típica murga con raíces en el carnaval tradicional del pueblo, cantado por jornaleros con poca instrucción. Los segundos pertenecían a la clase media local y tenían en el carnaval de Cádiz su referente inmediato. Mintz cuenta la rivalidad en el concurso celebrado en el cine Román de esta forma. Abajo adjunto el audio que grabó y sobre el cual se basó para escribir lo anterior.

"La competición por los premios del carnaval local significaba algo más que conseguir el honor del triunfo. El dinero era una importante consideración a tener en cuenta para estos hombres, en una situación económica difícil. El primer premio era mil pesetas; el segundo, 600 pesetas; el tercero, 250 pesetas; y el cuarto, 150 pesetas. Manolo estaba seguro de que sus letras eran las mejores y que eran las más apreciadas por el pueblo. La situación era especialmente embarazosa porque Ángel Guillén, el autor de Los Turistas del Figuras, formaba parte del jurado. Nadie había  presentado a priori ningún problema, porque todo el mundo creía que Los Turistas del Figuras se destacarían claramente del resto, pero los jueces tropezaron con la diferencia entre sus expectativas y la verdad de lo que habían oído. Ahora debían apreciar con más cuidado el mérito artístico y la realidad social de las coplas de las dos agrupaciones. Su decisión sorprendió a todos: empate. Se determinó que todas las agrupaciones tenían una calidad parecida y cada una recibió 500 pesetas. En fin, a los ojos de muchos, el jurado había vacilado.
La mayoría de los miembros de Los Llorones aceptaron el veredicto elegantemente. Estaban satisfechos con el dinero que recibieron porque nunca habían ganado nada. Ante todo, cada miembro de la agrupación había ganado 1000 pesetas, incluyendo el dinero obtenido pasando el platillo en Benalup, en el vecino pueblo de Barbate, y las contribuciones especiales a canciones especialmente compuestas para honrar a alguien. Las 500 pesetas de los jueces del carnaval ayudaban un poco a redondear el total.





Manolo, sin embargo, no podía aceptar el empate. Estaba enojado por el hecho de que el jurado no hubiera tomado  una decisión justa.   




                              

“ Nuestra murga era la más popular y nos robaron el primer premio. El maestro era uno del jurado y también era el autor de las letras de Los Turistas del Figuras. Su agrupación siempre había ganado antes. Todos sabían leer. Eran oficinistas y albañiles. Eran considerados de clase media, con capataces entre ellos. Uno tiene una tienda de tejidos y tiene un apartamento nuevo recién arreglado. Nuestra agrupación estaba compuesta de hombres de edad. Todos eran campesinos excepto yo.
Cuando los otros salieron del cine, no podían mirarme. No me dieron la mano ni dijeron nada. Yo pensé: "Vaya usted con Dios."




La competición sobre los premios del carnaval persistió como un vago dolor de cabeza. Unos meses más tarde, Manolo compuso una nueva copla para el carnaval del año siguiente, en 1967. Cantaba de la injusticia que sentía: Copla para el año próximo:







El otro año criticamos
al cine de esta ciudad
y nosotros criticamos
las cosas del carnaval.
Y el otro año salieron
un coro de Maletillas ,
y el coro de Algodoneros,
los Llorones, los Turistas.
Los Llorones, todos incultos,
los Turistas, cultos todos.
Como están muy adelantados
salen con magnetofón.
Ellos iban confiados
en su triunfo local,
y la murga los Llorones 
les pegó la “revolcá”.
Cantan su primera copla
la Junta se (des)concertó
Se decían uno al otro.
"Ya el premio nos lo quitó."
De momento lo pensaron
y sin reparar en nada
para no quedar debajo
dieron premio a “tós” igual.
Y el maestro los Llorones
decía con indignación:
"si lo hemos merecido,
¿por qué a mí me se quitó?"
Yo les digo, "yo, señores,
yo no quiero molestar,
pero hay que saber perder
“pá” cuando se pueda ganar."



Esta copla no se cantó nunca pues los vinateros no salieron en 1967 ya que se prohibió el carnaval y cuando lo hicieron en 1978 ya no tenía la vigencia apropiada.
Prueba de la polémica que generaban estos concursos es esta copla de los Indios, con letra de Ángel Guillén en 1961

Somos unos indios salvajes
que hemos llegado hasta aquí
tan solo para divertirnos
y no para competir.
Nuestros amigos los Piratas
nos lo han aconsejado
y así no habrá injusticias 
como el año pasado.
De lo que ocurrió en el cine
a todos hay que culpar
pues para otorgar un premio
antes hay que comparar.
Aunque somos unos salvajes
todos hemos comprendido
que el premio de los enanos
lo tenían merecido.
Sin embargo esta empresa
más premios debió de dar
pues a costa de las murgas
se hartaron de ganar. 



En la actualidad no hay concurso oficial y me parece que es un acierto para la buena convivencia y armonía entre los grupos. Sí hay concursos en los bares. Al preguntar por el resultado un miembro de la comparsa de las mujeres me dice que: "nosotras hemos quedado pasar un buen ratito". Prueba de lo anterior, consolidándose que las cosas que importan son las que nosotros le damos importancia. En cuanto a los resultados de los concursos de bares que os comentaba los lobos parecen ser que han ganado la presentación, el piropo y el popurrí, los Amish han quedado los segundos en el piropo y los de Paco Puerto ganaron el concurso de las Grullas. Si ha habido más premios agradecería la información.
concrusodel66ycríticaalasituacionsocial.mp3

Comentarios

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. Vencedores. 5

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV