headerphoto

Mundo Gráfico. 18 de enero de 1933.

Tal día como hoy aparecía en El Mundo Gráfico de 1933 estas tres páginas con fotos. Me han llegado gracias a la colaboración y a la gentileza de Pepe Segura que se encontró una colección de este periódico en Barcelona y ha pensado que yo puedo sacarle partido publicándolas en este blog. El lote está compuesto por más de 50 revistas de este nombre de la época de la Segunda República y la Guerra Civil. Evidentemente sobre Casas Viejas aparecen noticias relacionadas con los Sucesos. Las fotos son de José Demaría Vázquez, conocido como Pepe Campúa, fue un fotógrafo y empresario teatral y cinematográfico español nacido en Jerez de la Frontera en 1900 y fallecido en Madrid el 28 de febrero de 1975.
Era hijo de José Luis Demaría López "el auténtico Campua", según el primero, que era director del Mundo Gráfico hasta que murió en Madrid en 1936 al inicio de la Guerra Civil acusado de monárquico a mano de milicianos adscritos a la República. 



De todos los fotoperiodistas que acudieron a cubrir los Sucesos en 1933 fue José Campúa el que mejor fotos realizó. Ya que no solo se limitó a cubrir los hechos, con las típicas fotos de los lugares donde acaecieron los hechos, del cementerio o de las fuerzas del orden público, sino que también hizo fotografías sobre el pueblo, sus calles y sus plazas constituyendo estas fotos verdaderos documentos históricos sobre la época. De hecho, gracias a estas fotografías conocemos como era Casas Viejas en 1933 porque la fisonomía de aquellos lugares ha desaparecido con el paso del tiempo.



El primer grupo de fotografías está compuesto por la corraleta del casarón de Seisdedos, dos fotos del sindicato de oficios varios adscrito a la CNT y tres personajes pertenecientes a las fuerzas vivas del pueblo en 1933, el médico Federico Ortiz, la mujer del Guardia Civil Manuel García  y el alcalde pedáneo Juan Bascuñana. Los pies de páginas de las fotografías expresan las incorrecciones como en la del sindicato o los mitos y falsedades de la primera versión de los hechos “Restos de la choza donde el “Seisdedos” con sus familiares y numerosos extremistas, sostuvieron rudo combate con la fuerza pública, que tuvo que incendiar la choza, muriendo carbonizados los ocupantes de ella que no pudieron escapar”.



En el segundo grupo de fotografías aparece una vista general del pueblo, que constituye todo un documento histórico de la época, pasando por ser la mejor fotografía de Casas Viejas de toda la primera mitad del siglo XX, otra de la Alameda de Medina y tres sobre el cuartel de la Guardia Civil.




El tercer grupo de fotografías aparece la calle San Juan de Medina, dos fotos de la Calle Nueva en Casas Viejas, el alcalde de Medina Ángel Butrón y su amigo Manuel Fernández y cuatro fotos sobre los presos en la cárcel de Medina que habían participado en los Sucesos. Merece la pena que comparemos la calle San Juan en Medina, con la calle Nueva de Casas Viejas para ver la diferencia existente entre Medina y Casas Viejas en 1933. Pese a la aparente objetividad de estos fotoreportajes de las revistas ilustradas como Mundo Gráfico un análisis más profundo nos lo desmiente rápidamente. No sólo la temática de las fotografías y los protagonistas, también los pies de página de las fotos nos lo contextualiza en un momento y en una posición ideológica concreta. Por ejemplo, el hecho de llamar a los campesinos “extremistas” o de mantener la versión que hubo un enfrentamiento armado entre estos y las fuerzas de orden público “después de la empeñada lucha sostenida entre los extremistas que los agredieron” o “donde tuvo  efecto el combate entre los extremistas y la fuerza pública”



Me gustaría terminar este post agradeciendo a Pepe Segura el detalle de guardar las revistas encontradas y pasármelas para que las publique en este blog. Ojalá cundiera su ejemplo.

1 comentarios:

Jose Luis Montes de Oca Bancalero dijo...

Mi perra Bibi, que es mucho más inteligente que yo, lleva días gruñendo, saltándome a la falda, indicándome que debía conectarme a tu blog, porque seguro debían haber cosas interesantes. Nunca lo había dudado. Circunstancias ajenas a mi voluntad --se jodíó el pc-- y he estado varios días "in albis".
No obstante, vistas tus entradas, quedo maravillado por lo que se ha organizado, difundido y celebrado en las jornadas.
Seguiremos padeciendo, seguiremos luchando y acabaremos venciendo.
ocadebenalup