headerphoto

El paludismo

En el antiguo régimen demográfico se daban unas altas tasas de natalidad y mortalidad. En el nuevo las dos son muy bajas. El paso de uno a otro se le llama transición demográfica. Si en España empezó a principios del siglo XX con la bajada de la mortalidad, en Benalup habría que esperar a los años cincuenta, ya que a esta esa época la mortalidad era muy alta. Las causas las establece claramente Juan Moreno en este audio; insuficiente alimentación, condiciones insalubres y falta de higiene y escasos adelantos médicos.  




Dice Juan Moreno
J.M.- ¿Cuáles son las causas de las enfermedades en este pueblo?
Juan Moreno.- La primera es la falta de alimentos. Que no comen los pequeños lo que es necesario.
J.M.- Todo el mundo?
Juan Moreno.- Los hijos de los obreros. Que no se crían bien. 
En la infancia era muy común la malnutrición moderada. Esta es peligrosa, porque causa retrasos en el crecimiento y el aprendizaje y porque aumenta la vulnerabilidad a las enfermedades. Los niños y niñas gravemente malnutridos se vuelven más vulnerables a las infecciones. Por su parte, las infecciones acentúan la desnutrición. Además de la falta de alimentos, muchos niños y niñas sufrían graves problemas por culpa de la falta de alimentos adecuados. Sin suficientes vitaminas y minerales pueden desarrollar enfermedades que no son mortales, pero que pueden limitar sus posibilidades en la vida. Algunas de ellas son la anemia (por falta de hierro), el bocio y el cretinismo (por falta de yodo), la ceguera y la inmunodeficiencia (por falta de vitamina A), la pelagra (por falta de niacina) o el beri-beri (por carencia de tiamina). Lo dice Juan Moreno en el audio: “Entonces morían más niños que ahora”. 



La segunda causa de la que habla Juan Moreno en el audio son las condiciones insalubres y antihigiénicas apareciendo enfermedades como el paludismo, la más común en esta zona. El término paludismo proviene del latín palus (laguna) y está directamente relacionado con el origen de la enfermedad. Se le conoce también como  malaria (mal aire) como fiebre intermitente, fiebre de los pantanos, o fiebre palustre. La malaria se transmite principalmente por la picadura de la hembra del mosquito del género Anopheles infectada por los parásitos palúdicos. Solo la hembra pica al hombre y  se alimenta con su sangre. La manifestación clínica típica del paludismo es el acceso palúdico: cada dos o tres días el paciente presenta escalofríos,  en este momento es común que haya náuseas, vómito y cefalea. Luego el paciente tiene fiebre que en ocasiones alcanza 40° C o más.



En 1932 el Ayuntamiento de Medina solicita al Ministerio e fomento la desecación de la laguna de la Janda o la construcción de un pantano "que   por su situación es causa de paludismo". A ambas cosas se le contesta negativamente. En 1946 se tomó la decisión de desecar la laguna de la Janda hecho que se llevó a cabo durante la década de los cincuenta y principio de los sesenta. Las razones que se utilizaron fue la explotación agrícola y luchar contra el paludismo. Hay que tener en cuenta que está enfermedad está muy relacionada con la situación socioeconómica. El Benalup de aquella época era propicio para una enfermedad endémica como esta, ya que el panorama era desolador con cientos de chozas, alto porcentaje de ignorancia y analfabetismo, pésimas condiciones de vida… El paludismo se erradica en esta zona cuando llega la modernidad que coincide con la desecación de la laguna de la Janda. Es la mejora en la alimentación, en los adelantos médicos y en las condiciones de vida la que termina con esta enfermedad endémica, una de las causantes de la alta mortalidad del Antiguo Régimen demográfico. De hecho había otros muchos más focos palúdicos en la zona además de la Janda. Se puede leer en  la memoria anual médica de Medina Sidonia de 1942: “En Benalup de Sidonia … la enfermedad más frecuente en la aldea es el paludismo con invasiones en primavera, verano y otoño, ya que está rodeada de los focos palúdicos bien conocidos nombrados: la mesa, Cucarrete, Malcocinado, Los Badalejos y los Arenalejos, en los que las charcas de aguas estancadas son grandes y por tanto terrenos bien abonados para el desarrollo del Mosquito Anofele”


Juan Moreno.- Y otra cosa que hay muchos microbios e insectos por las aguas. Mosquitos
J.M.- ¿Malaria)
Juan Moreno.- Que producen la enfermedad del paludismo, que le dan calentura. Ahora debido a las químicas que les echan al algodón desaparecen
J.M.-¿Cuándo cambió esta condición?
Juan Moreno.- Cuando empezaron echarle a las plantas líquidos para matar a los insectos. Hará unos seis años
J.M.- ¿Cuándo eras joven?
Juan Moreno. Era difícil, no había adelantos ningunos,  no había ni pastillas de Okal, sólo Aspirina
J.M.- ¿Tuvo el paludismo?
Juan Moreno.- Si. Cuando era pequeño. Eso no da más que una vez, estuve ocho días con calenturas.
J.M- ¿Alguno de los niños murió de esto?
Juan Moreno.- Si pero pocos
J.M.- ¿En el pasado había muchos mosquitos?
Juan Moreno.- Si muchos, ahora empiezan a echarle líquidos al algodón y se mueren todos. Además esos mosquitos se criaban mucho en la laguna de la Janda porque había mucha agua, pero resulta que como eso está canalizado, ya no queda agua ninguna, toda el agua va al mar y se crían pocos mosquitos. Y los que se crían luego se le echa veneno y mueren.
J.M.- ¿En el tiempo del suceso muchos mosquitos?
Juan Moreno.- Muchos
J.M.- ¿Algunos de los niños murieron de eso?
Juan Moreno.- Alguno sí, pero lo mismo no era de eso. Entonces morían más niños que ahora, ahora hay muchos adelantos. Los médicos han aprendido mucho, por práctica y teórica
J.M.- ¿Todos creían que la culpa eran de los mosquitos?
Juan Moreno.- El mosquito es como una mosca. Pero no es igual. Tiene las patas muy largas y las alas largas , solo se oye de noche
J.M.- ¿Qué otra causa?
Juan Moreno.- No eso, eso te lo tendría que decir un médico, un zapatero como yo…
En la actualidad la tasa de mortalidad es muy baja, aunque ha parado de bajar debido al envejecimiento de la población. Las causas de muerte han cambiado también, ya no son enfermedades de tipo infeccioso las que la producen, sino degenerativo, como las famosas tres C. (Cáncer, corazón y carretera)

enfermadesjuanmoreno.mp3

2 comentarios:

Jose Martinez Gracia dijo...

Mas o menos correcto desde el punto de vista medico.A seguir asi Salus ynos leemos en los blog y nos vemos en los bares jajaja

Salustiano Gutiérrez Baena dijo...

Me mandan este correo.
Muchas gracias por el envío. Es muy interesante.
La provincia de Cádiz fue de las últimas en erradicar el paludismo en España. Era tan relevante el tema que hasta llego a editarse una revista provincial sobre el tema en la Dirección Provincial de Sanidad. El problema del paludismo no era solo el reflejo de los reservorios de agua en los que el mosquito proliferaba sino una situación más compleja en la que al estado de vulnerabilidad de los afectados por cuestiones de malnutrición se suma el hacinamiento de las infraviviendas en las que habitaban los más afectados. Un ejemplo más de la relevancia de los contextos sociales en el riesgo de enfermar. Como dice Juan Moreno el problema del paludismo era sobre todo un problema de empobrecidos que no de pobres.

El panorama no solo cambio por la desecación de las lagunas (La Janda como la más importante) sino por la mejora en las condiciones de vida de la población.