headerphoto

El origen de las fiestas de Malcocinado

El origen de las fiestas de Malcocinado está ligado a la formación de la Comunidad de Campesinos. Es costumbre en esta zona ganadera organizar actos festivos relacionados con los herraderos.Estos se realizaban en los toriles. Según el semanario Claridad en la Comunidad de Campesinos de Malcocinado había: “Un hermoso toril con separaciones y jaulas para herrar el ganado, a fin de que no sufra molestias”. En 1934 la Junta Directiva a sugerencia de la Asamblea organizan un herradero para todos los colonos que va a ser el origen de estas fiestas. Mataban gallinas, cochinos y alguna vaca. Invitan a sus familiares y amigos de Casas Viejas. Al segundo año, además de la comida jugaron un partido de fútbol, organizaron carreras de cinta en caballo, planificaron juegos para los más pequeños…
Los familiares de Casas Viejas acudían en masa, lo mismo que durante los años posteriores por fiestas. Adolfo Vázquez en un artículo laudatorio del proyecto de Reforma Agraria lo cuenta así: “la alegría de los días de fiesta en Casas Viejas se manifiesta yendo los vecinos del pueblo a Malcocinado, donde no hay miseria, en lugar de ir los de la finca al pueblo, como ocurre allí donde se trabaja a desgana”. Sobre este segundo año tenemos más noticias en el artículo publicado en Claridad el 13 de julio de 1935 sobre Malcocinado:”El día 31 de marzo se hizo el herradero, resultando una fiesta a la que asistieron más de cuatro mil personas, unos cuarenta puestos de vendedores ambulantes, resultando una velada improvisada, pero  alegre, y hubo vino y borracheras en abundancia. No hubo que lamentar incidentes desagradables, y todo se hizo con orden, actuando un cuadro de bailes y cante flamenco que estuvo divertido, calculándose en unos quinientos jinetes, y de autos y camiones se haría imposible poderlos calcular”. Con la llegada del franquismo cambiaron muchas cosas. En un documento del archivo municipal asidonense de 11 de enero  de  1946 hacen mención a  estas fiestas: “Típica romería y fiesta campera en el Cortijo de Malcocinado, día 30 de Mayo día de la Ascensión” Se conservaba la fiesta campera, recordemos que los herraderos habían sido el origen de estas fiestas y también la afluencia de gente de Casas Viejas, ahora llamada Benalup de Sidonia, aunque había tomado la forma de romería religiosa. Al año siguiente en 1947 ya se celebró esta romería el 15 de mayo, día de San Isidro Labrador, según un escrito de 28-12-1946. El cambio de fecha no es una iniciativa de los vecinos, sino que responde a una orden del Instituto Nacional de Colonización, por ser San Isidro Labrador el 15 de mayo el patrón de los campesinos. En todos los pueblos de colonización ese día era fiesta. Este tipo de organización donde las decisiones vienen impuestas y del exterior, contrasta con la forma de organizarse la Comunidad durante el tiempo de la II República. Dice el Semanario Claridad: “La Junta administrativa está compuesta por el cabezalero José Suárez y los sindicos Benito Ríos y Pedro López, y además nueve asentados más, nombrados por la Comunidad, quienes tienen la obligación de reunirse todas las noches –excepto los jueves y domingos- para tratar los asuntos concernientes a la Comunidad y repartir los trabajos para el día siguiente, resolviéndose las incidencias que se produzcan y al mismo tiempo ejercer la fiscalización de cuentas. Al final de cada mes se reúne la Asamblea y se le da cuenta de las entradas y salidas y de todo lo realizado durante el mes, y al mismo tiempo la Asamblea fija las normas para el mes siguiente, levantándose acta de todo lo acordado”. En cuanto a las fiestas, siguieron  viniendo los familiares benalupenses de los colonos, ahora en procesión portando  la virgen del Socorro. Al caer la tarde se montaba a la Virgen y a San Isidro Labrador en una carreta junto con los niños que hubieran hecho la comunión ese año y partían rumbo a Benalup acompañados de todos los familiares. Progresivamente la romería en los pinos se fue convirtiendo en lo más importante de la fiesta. Luego, a partir de los ochenta la fiesta sufrió grandes transformaciones que hacen que pierda su carácter de romería y se convierta en una fiesta al uso de las demás.

Arriba una foto de la plaza de toros antigua, hoy farmacia, más abajo una foto de carrera de cintas a bicicleta en 1965, en la plaza del pozo.
En este fragmento de una película de Mitz de 1970 se observan algunas escenas de la fiesta de la Yeguada en tono a un chiringuito, la música y el baile. Los pinos siempre presentes de fondo omnipresente.  ¿Quién me ayuda a identificar algunos de las personas que aparecen?

1 comentarios:

Anónimo dijo...

¡qué bonito es el vídeo! Un tradicional chiringuito de la Yeguada. Aparecen personajes entrañables como Ignacio de Cantarranas, El Valilla, Perico Mierda o Mañez...