Se terminó el carnaval. Resumiendo

Diez días ha durado el carnaval, tiene sus prolegomenos en los ensayos y su epílogo en las actuaciones en otros pueblos, pero básicamente son diez días. Ese carácter temporal es una de sus principales características. Una decena de días que dan para mucho. Primera conclusión; hay muchos carnavales, como fiesta de la participación que es, junto al maratón la paradigmática, es una ocasión para que niños, jóvenes, adultos y viejos se diviertan y participen. No hay otra fiesta en el que se necesite menos organización y requiera más implicación de los diversos sectores sociales, de la sociedad civil. Cada sector social, ideológico y de edad tiene su carnaval, incluso tienen el suyo los que no participan y no les agrada.
Pese a que sólo lleva dos años la cabalgata el sábado ha aparecido la polémica, sobre todo en determinados círculos sobre la ubicación temporal de esta, que me parece que se ha convertido en el  hecho central del carnaval. Hay  carnavaleros tradicionales, comerciantes y comparsistas que no están de acuerdo con su traslado al sábado porque rompe un modelo de 33 años, porque le quita un día al carnaval, porque le resta importancia a las agrupaciones, impiden que venga gente de Medina, debilita el baile de disfraces del sábado y porque disminuye el negocio que el carnaval genera y más en un año de crisis como el actual. Además, hay quien  critica que en la cabalgata hay demasiada música disco, poca organización y escasea la imaginación. Por el contrario, están lo que defienden la decisión del patronato de carnaval de trasladar la cabalgata al sábado ya que permite más participación popular, y se remiten a los datos del año pasado y este en la cabalgata, posibilita que los estudiantes puedan participar y que el lunes no se convierta en un día de facto de fiesta o de no trabajo. Además argumentan que muchos padres y madres están muy contentos porque se reduce el exceso un día. Sostienen que hay que adaptarse al ritmo de los tiempos y que es la juventud a la que hay que seguirle el paso y por ello había que trasladar la cabalgata al sábado. Añaden, además, que la decisión de premiar la participación en la cabalgata ha sido acertada pues se ha conseguido una participación récord.  No quiero expresar mi opinión sobre este tema pero si tengo claro que la cabalgata se ha convertido en el acto más trascendente del carnaval. Mintz también anotó en su libro Coplas de carnaval como lo festivo se iba imponiendo a otros caracteres:"Como Manuel Moreno Riobo y María López Liboreiro  observaron de muchos participantes, El carnaval ha resucitado en muchos lugares en los  últimos años. Creo que ahora los carnavales sólo son una excusa para divertirse, pero, al mismo tiempo, la gente los están revitalizando porque, de alguna manera, nos emocionan profundamente". De todos los carnavales que se dan, el que más me gusta a mí, es el de las coplas, el de las comparsas, chirigotas y cuartetos.Por eso la segunda reflexión que quiero plantear es hacia donde va este tipo de carnaval. Quiero destacar que me ha llamado la atención este año la consolidación de las mujeres como agrupación, la buena noticia del cuarteto de niños, la música y voces de las dos comparsas, el sabor añejo de la chirigota y la poca presencia de letras picantes y del pueblo en las agrupaciones. Parece como sí se estuviera imponiendo el carnaval aburguesado de Cádiz capital. Santo en su magnífico discurso de respuesta a su homenaje apuntó que ya desde 1966 Mintz puso en el tapete los dos tipos de carnaval que se enfrentaban en el pueblo; el de Cádiz, representado por los turistas del figuras y el de pueblo, con Los niños llorones como máximo exponente. La mención expresa de Santo al mundo de la murga de Antonio Casas, Manolo Lago, Fogarín, Mateo, Reputo... la entendí como un guiño a la necesidad de que no se pierdan estas raíces que son parte de nuestra esencia. Yo entiendo que el ritmo de los tiempos manda y organiza el nuevo carnaval, pero creo y defiendo la fiesta tradicional, la de toda la vida, la que se basa en los hechos y anécdotas ocurridas en el pueblo. Por eso me ha gustado tanto la mención de Santo a Mintz, a los Llorones y a las murgas. Así como la primera parte de su discurso en donde ha agradecido además de a la alcaldesa Amalia Romero, la colaboración con el carnaval del pueblo y con lo que ha participado como Angelín, Pepe el Colmena, Paco el de la Cueva, Pepino, Manolín Márquez,  José, Fernandín, Pulga... El tercer punto a debate es el de los premios a las agrupaciones. He escuchado que desde que se han eliminado los premios oficiales el ambiente en el teatro es buenísimo entre los carnavaleros. En nuestra peña vamosacallarvamosaescucharvamosabeber ya hace tiempo que decidimos no dar ningún tipo de premios y otorgarle a todos una placa por no fomentar una competitividad innecesaria entre las agrupaciones y aunque de vez en cuando reaparece el debate entre algún miembro parece que lo tenemos claro. Pero por otra parte, el carnaval es un reflejo de la sociedad y esta no deja de ser competitiva. Este año los premios los ha acaparado la comparsa de Paco Puerto Sabores de Fiesta que se han llevado el premio al mejor tipo donado por la asociación de comerciantes del centro, el piropo a Benalup de la peña del Madrid, el de la mejor presentación de Gregorio (For), el de Popurrit del Cañuelo, el del piropo instituido en la venta de Enrique y el tercer premio de comparsas en el certamen comarcal en Medina. Me decía un miembro de esta comparsa de mucho peso que no hay que creerse nada, que un año se tienen muchos premios y otro ninguno y que es lo importante es salir siempre. En relación a la necesidad de que salgan las agrupaciones está en la base de mi último punto de este resumen. La esencia del carnaval de pueblo están en las coplas y duele mucho que tras muchos meses de sufrimiento y privaciones que imponen los ensayos dé la sensación de que la gente no escucha estas con la atención que debiera. El que  escribe esto  presenció una escena en la que una agrupación cantaba para... nadie, no escuchaba nadie, en la puerta de un céntrico bar lleno de clientes y me consta que ha pasado más veces. A mí me gustaría que el año próximo reaparecieran alguno de los inmensos letristas que ha generado esta tierra y que ya nombré en otra entrada, que se fomentara el carácter de pueblo, local, interno, picante y crítico de este carnaval. Sin olvidar, como se dice en coplas de carnaval que: "el carnaval actual tiene un sentido de paréntesis en el acontecer social, por muy fuerte que apunte la crítica... dentro de unos días todos estaremos en otra cosa, no podemos esperar un cambio social nacido de la fiesta, todo está bajo control, no conviene olvidar que el carnaval es una ilusión, una fantasía... Eso sí las armas con las que cuenta son de una preciosidad y una potencialidad inmensa y aquí, en la provincia de Cádiz sabemos utilizarla de una forma tan maravillosa..., aunque solo sea por un par de semanas. La esencia siempre se ha guardado en frascos pequeños". No hay que olvidar que tras el Carnaval de Cádiz capital, San Fernando y el Puerto de Santa María, el carnaval de Trebujena y el de Benalup han sido tradicionalmente los más importante de la provincia. Esperemos que dure esa buena fama muchos años.
Para que quede en internet he hecho una presentación con fotos de este carnaval, son de las redes sociales, la mayoría subidas por el gabinete de presa del Ayuntamiento de Benalup-Casas Viejas.


Comentarios

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. Vencedores. 5

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV