Plaza de abastos

Las fotografías corresponde a la antigua plaza de abastos del pueblo. En la primera imagen una ambientada mañana de mercado, muchas señoras haciendo la compra, apenas hombres, la compra era una tarea de mujeres. En la primera fotografía aparece en el primer plano Antonio Sánchez Daza, “el vejeriego”. En segundo plano aparece una mujer, de apellido  Cobelo. Constaba de una calle central con puestos a derecha e izquierda, al fondo se encontraba el matadero municipal.
La distribución de la plaza era la siguiente: Al fondo estaba la pescadería, en la entrada se encontraba la carnicería, a la derecha estaba el puesto de frutas y verduras. Los puestos de frutas y verduras eran de Antonio Grimaldi, Sebastiana Fernández y Manolo Sánchez, el de pescado era de Paca “la pescaora” y los Baraja y el de carne de Concepción Gómez Marente y Antonio Flor.
En la memoria colectiva de la gente todavía se recuerda y se pone más bonita aún con la nostalgia la reja de la entrada, que se ve en la segunda foto, y el escudo nacional que se intuye en la primera. También  se encontraba la casa del veterinario Don José Romero y la antigua administración (el ayuntamiento). El origen de la plaza hay que buscarlo en 1929 cuando el ayuntamiento de Medina compra a los vecinos los solares que hoy la componen. En las fotos de los Sucesos de 1933 ya se ve la plaza de abastos funcionando. En 1943 se construyeron las oficinas municipales y el matadero.  Y en 1963, siendo alcalde pedáneo Nicolás Vela se realizan las últimas grandes obras en la Plaza de Abastos, con cuyo aspecto va a llegar hasta 1975 en que asistimos a su desaparición como tal.
La segunda foto nos muestra esa división de géneros tan característica del franquismo. Las mujeres dentro de la plaza, comprando, los hombres en la puerta de entrada charlan y toman el sol tranquilamente. La comparsa Mercado Público del año 2000 con letra de José Luis Pérez Ruiz cantó el siguiente Pasodoble:

Encaramado en su trono
con escalones al ancho
frontal de ladrillos rojos,
piso de losas de tacos,
cancela verde, portada,
parte superior de reja,
leyenda que la remata
Mercado Público reza
firmes a su lado en formación
dos batallones que al cielo
brindan sus lanzas de hojas de trébol,
dentro, la gente que se agrupa,
charlan entre gritos cruzados
del pregonar de cada vendedor.. ¡Que rica fruta!                                                                Ven a comprar verdura, carne fresca, el pescado.

La tercera foto se hace el mismo día que la segunda, aparecen de izquierda a derecha “Berrenchín”, “Zambullo”, Pinto, Mendoza y María Montiano, la que vendía lotería.

Comentarios

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. Vencedores. 5

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV