headerphoto

Acción en Casas Viejas

Hoy os traigo otro documento sacado del libro de Jesús Romero Valiente Medina Sidonia en la Guerra de la Independencia. Como todos estos documentos los detalles y datos que aportan son tan significativos e importantes que me ha parecido oportuno publicarlo en este blog. 
DOCUMENTO XIX   (Taducción José González)
    El general Cassagne informa sobre las acciones militares  en el territorio de su mando entre el 27 y el 31 de enero de 1811, particularmente de la toma de Medina Sidonia por las tropas españolas y su desalojo el día 29
     A:H:N., Diversas Colecciones, 133, N. 86
    Informe sobre los acontecimientos del 27 al 31 de enero de 1811.
    Aunque el movimiento rápido sobre los ingleses, operado en la jornada del 27 hubo forzado a esta porción de tropa a la retirada, yo no dudo por menos conjeturar que allí había una operación general concertada en la línea enemiga.
     A fin de hacer vigilar todos los puntos y de conocer las intenciones de la Armada Aliada, yo invité al señor coronel Ismert a explorar el río Barbate  con la guarnición de Vejer; la de Conil debía explorar todo el terreno comprendido entre la laguna y Chiclana. El puesto de Paterna debía remontar el Barbate y tomar noticias de Alcalá. El puesto de Pelaës debía salir por los Santos y entrar en la garganta para obtener informaciones… El 29 las tropas toman las armas, como de costumbre, a diana; los exploradores no habían visto nada, los puestos de Pelaës, Casas Viejas y Baladejos habían enviado su corvea de víveres. La niebla era espesa, los centinelas anunciaron al enemigo en la ruta de Alcalá. Las columnas, que eran numerosas, ya que la opinión general es que el enemigo ha colocado tres mil hombres delante de Medina, estaban aún en la llanura, cuando tocó generala. Las tropas salían apenas de su cuartel, cuando la fusilería se hizo oír en la ciudad y más de cuatrocientos paisanos coronaron el terraplén. Se me aseguró que salían de las iglesias y de las casas de los arrabales…. Después de haber tomado posición a una cierta pequeña distancia del bajo de la cuesta, ¿¿ yo enviaba cerca del señor  general Villate y del señor general Semellé, jefe de Estado Mayor, así como a Puerto Real??. Yo quiero, igualmente, ponerme en comunicación con Paterna y Baladejos de donde no tenía ninguna noticia. Mis exploradores encontraron en todas partes tropas enemigas. Obtengo de la inteligencia de los señores oficiales del 5º Regimiento encargados de esta misión, averiguo que las dos compañías de estos puestos eran dirigidas la primera a Puerto Real y la segunda a Chiclana. Yo oía el cañón en Casas Viejas, yo no estaba tranquilo con la guarnición de este puesto ahora débil, ya que se había convertido en el punto de mira de los ingleses…. Todas las informaciones me anunciaron que Casas Viejas era atacada por una fuerza superior a la que había rechazado el 27 el señor coronel Ismert, me reuní con las guarniciones de  Vejer  y de Conil, nos dirigimos a Casas Viejas. Las tropas tomaron aliento en Los Baladejos para poner las armas en estado. Caía mucha agua. Los soldados ardían por enfrentarse con los ingleses para compensarse de tantos sufrimientos y privaciones. Yo marchaba con diez compañías de infantería, sesenta caballos del 5º Regimiento de Cazadores, pequeño, pero excelente, el 2º Regimiento de Dragones y dos cañones, pero ya los exploradores de caballería nos anunciaron que los ingleses y los españoles precipitaban su movimiento de retirada y atravesaban el río a escape. Las lluvias habían vuelto el terreno pantanoso, impracticable para la caballería, el Barbate crecía. Los hombres y los caballos estaban excedidos de fatigas y de necesidades, los torrentes amenazaban con desbordarse, era necesario, por otra parte, alcanzar nuestras guarniciones, tenerles en respeto y cambiar la opinión bien mala de todo este infame país. En Vejer, en Conil, en Medina, en la misma miserable aldea de Paterna se ha percibido el germen de la insurrección. Hay que apagarla por medidas severas pero a la vez justas. Yo he dado la estimación de las fuerzas anglo- insurgentes en toda la línea de Paterna a Casas Viejas. Los habitantes les llevan a cinco mil hombres. Yo admito reducirlos a la mitad. Es todo lo que se puede hacer pues he visto mucha gente, la conducta de los ingleses es incontestable, en la jornada del 29 han pasado y vuelto a pasar cuatro veces el río, han enviado partes a Vejer, han maniobrado alrededor de Casas Viejas, han reunido todas las escalas de los cortijos, evitando siempre exponerse al peligro y atendiendo el resultado de los acontecimientos que pasaban a su derecha. Resulta de las informaciones que llegaban que un ataque general había sido combinado, que una insurrección había sido preparada, que varios de los principales vecinos estaban prevenidos, pero más particularmente todavía toda la canalla. Los sacerdotes sabían todo y las autoridades no podían ignorar nada.

0 comentarios: