La Segunda Républica en Casas Viejas. Francisco Fernández Guerra de la Vega. La vida de la Reforma Agraria. 1


Francisco Fernández Guerra de la Vega nace en San Fernando el 18 de agosto de1909. Curro Guerra, es hijo de Teresa Guerra de la Vega, miembro de una familia aristócrata de origen santanderino (Cabezón de la Sal), los marqueses de la Hermida, que se establecieron en Puerto Real (tanto en Santander como en Madrid hay una calle con ese nombre). Asistió a colegios religiosos, cursando posteriormente Medicina, estudios que no concluyó. El padre abandonó pronto la unidad familiar, por eso el apellido  Fernández no lo utilizó hasta bastante después de contraer matrimonio.
Tuvo una juventud muy ajetreada: durante la guerra de Marruecos estuvo en Tetuán (1926), en 1930 lo encontramos  en Biarritz trabajando como chofer de la marquesa de Sangroni. Son años de coqueteo con el mundo de la  diversión y la farándula. En “la aldea” la familia le monta un establecimiento de perfumería y droguería, en dónde vende perfumes de Paris a las cuatro o cinco familias ricas del pueblo. Será al casarse con María de los Ángeles Pérez Blanco Vargas, cuñada de José Suárez Orellana, el momento en que su vida da un giro de ciento ochenta grados. Por influencia  del cuñado, se hará militante socialista y ugetista, convirtiéndose en su mano derecha. Su hija María Luisa todavía recuerda cómo el padre lo consultaba todo con Pepe Suárez. El carácter de ambos era complementario: más extrovertido, sociable y mediador el primero, se compensaba muy bien con la mayor cultura,  preparación y “mundología”  para realizar determinadas tareas administrativas de Curro. La foto de los dos cuñados comiendo en Jerez con los ingenieros del IRA es muy significativa. Suárez es el único que no lleva corbata, Curro Guerra dos puestos a su izquierda se mimetiza con los funcionarios del Instituto de Reforma Agraria.
Francisco Fernández se presenta a las elecciones municipales de mayo de 1931 en la lista del PSOE por Medina, va representando a Casas Viejas después de Suárez y Sopas. De momento no sale como concejal, pero eso no es óbice para que participe activamente en política, de hecho hay un escrito en el que firma y actúa como alcalde pedáneo accidental en sustitución de Suárez Orellana.  A medida que el distanciamiento entre Suárez y Sopas se acentúa, se hace más profunda la implicación de Curro Guerra al PSOE y a Suárez. Es  nombrado oficialmente concejal del Ayuntamiento de Medina el 11 de junio de 1932. Después de los Sucesos su actuación es muy intensa. Sopas  está huido, la CNT se encuentra en la clandestinidad y Bascuñana inactivo dentro de la concejalía del partido radical. Ante esta situación van a ser los dos cuñados los grandes protagonistas políticos del momento. De esta fecha son las peticiones a través de escritos e interpelaciones sobre la mejora en las calles, en el alumbrado, en las escuelas, en las fuentes públicas y en la construcción de un nuevo cementerio. Hay otro escrito que contiene una propuesta de cambio del nombre de las calles Así con fecha de 23-6-1933 solicitan los dos cuñados: “La Plaza llamada actualmente de la Constitución se tome acuerdo por ese Excmo Ayuntamiento de que pase a denominarse Plaza de la República, así mismo como las actuales San Juan, Cuarte, Nueva, San Francisco, San Elías pasen a llamarse respectivamente Alcalá Zamora, Pablo Iglesias, Catorce de Abril, Julián Besteiro y Galán y García Hernández”. Este sí va a ser aceptado, en él se muestra la ideología socialista de los dos: proponen la nueva denominación de 14 de abril a la calle Nueva, la calle de los Sucesos, ello provocará el enfado de los anarquistas. Progresivamente la labor en el Ayuntamiento se va diluyendo para centrarse en la Reforma Agraria. El 6 de octubre de 1934, coincidiendo con la entrada de los tres ministros de la CEDA en el gobierno y el giro derechista del mismo con Lerroux, son cesados Francisco Fernández y José Suárez; continuará en el cargo el radical Juan Bascuñana junto a un  nuevo concejal, el propietario José Espina Calatriu.

Comentarios

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. Vencedores. 5

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV