La construcción del fielato

La verdad que cada día me gustan más los documentos históricos. En el archivo de Medina  me he encontrado muchos relativos a la historia de Benalup-Casas Viejas. Los más interesantes los voy  a seguir trayendo a este blog, teniendo siempre en cuenta que los documentos son fiel reflejo de la época en que se dictan y que tan importante es lo que se dice, como lo que no se dice en ellos. Los de hoy van sobre el fielato. En el primero hay una relación de obras pendientes en Benalup de Sidonia de 1944.
El documento nos da indicaciones del calamitoso estado de la infraestructuras en lo que ellos llaman aldea y también de aspectos religiosos políticos como es el caso de la Cruz de los Caídos (los suyos naturalmente) instalada en la Alameda, junto a la Iglesia. En escrito de 12 de agosto de 1944 los dos gestores municipales Francisco Martínez y Manuel Sánchez, ambos maestros, plantean las siguientes obras al Alcalde de Medina: “Los que tienen el honor de suscribir, Gestores Municipales con residencia en la aldea de Benalup de Sidonia, a V.E. respetuosamente expone: Que deben realizarse con carácter urgente las obras municipales que a continuación se detallan:
a)    Lápida y arreglo de la Cruz de los Caídos
b)    Terminación de las obras en la Casa-Habitación del Gestor de Arbitrios
c)    Replanteo del camino que une el barrio del Cañuelo con la aldea
d)    Arreglo de la cuneta y baldosa de la fachada de la Casa Municipal
e)    Pintura de la Plaza de Abastos y Matadero
f)    Arreglo y limpieza de la Fuente de los Vaqueros"

Recordemos que los gestores municipales en este primer franquismo tenían más poder político y ejecutivo que los alcaldes pedáneos y eran los verdaderos intermediarios entre el Ayuntamiento matriz, Medina en este caso, y el anejo. Hay otro escrito sobre el fielato de fecha 9-9-1944 firmado por los dos mismos gestores municipales que dice: “Los que tienen el honor de suscribir, Gestores Municipales con residencia en el Distrito de Benalup de Sidonia, a V.E. respetuosamente exponen: Que encontrándose en estado ruinoso la choza que sirve de albergue al empleado de Arbitrios que presta sus servicios en el pago “El Tesorillo”, y siendo necesario la construcción de nuevo Fielato, que reúna las mínimas condiciones de seguridad e higiene. Es por lo que
Suplican a V.E. se digne acordar la ejecución de las obras que se detallan es el adjunto croquis, cuyo importe ascenderá a tres mil pesetas aproximadamente. Gracia que esperan alcanzar de esa Excma Corporación cuya vida guarde Dios muchos años".

Los fielatos que tienen su origen en el siglo XIX en Casas Viejas redoblan sus funciones pues el control de la economía por parte del estado es total en los años cuarenta, años de autarquía y miseria. Los fielatos sirven para reprimir el estraperlo y cobrar la tasa municipal que debe satisfacer cualquier producto de consumo introducido en el núcleo urbano. En Benalup había dos puntos, el del Tesorillo, mentado, y otro a la entrada de la calle Medina, enfrente del Colegio Padre Muriel.
En escrito del jefe de vigilantes a la administración de arbitrios municipales de Medina con fecha de 25-7-1946 se dice: “Que el vigilante Juan Aparicio Flor, que presta sus servicios de ronda: En el día de la fecha, a las nueve horas, fue sorprendido un sirviente de D. Mariano González de Aguilar, que llevaba 14 kgs de leche, los cuales al parecer pretendía introducirlos en su casa, sin el pago de los derechos correspondientes”. En Benalup de Sidonia el jefe de la administración de arbitrios era “Curro el administrador” que casó con María Alcántara, una de las hijas de Baltasar Alcántara. En el acta capitular del 27-3-1933 del Ayuntamiento de Medina se puede leer: “La presidencia puso en conocimiento de la Corporación haber designado al empleado de arbitrios Francisco Delgado Ruiz para que se ponga al frente de la administración de este municipio, la aldea de Casas Viejas. La Corporación quedo enterada y aprobó lo hecho por la presidencia”.

Francisco Delgado Ruiz. Foto Mintz

Comentarios

Anónimo ha dicho que…
Hoy que has sacado el tema del fielato pues te diré que en aquel entonces era un sitio donde los chiquillos lo frecuentábamos muchos por lo meno el del Tesorillo . Los consumistas como tenían mucho tiempo libre se dedicaban a hacer manulidades y las vendían. Por ejemplo reores, cestas, sopladores, pinceles, escobas,perchas, lazosy se llamaban Pepe Guillén, José Alcántara, Carrasco y Diego el celador. Estos señores unas veces estaban en el Tesorillo y otras veces en el Ayuntamiento viejo o en la esquina del bar la Peña. Iban rotando los turnos. El otro fielato lo único que te puedo decir de él es que estaba donde ahora está el colegio Padre Muriel... un saludo
J. M. G. V

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Cuando el teatro se convirtió en una corsertería

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV