headerphoto

CONVERSACIONES CON MI MADRE. Por Pilar Reyes Monroy


 Octubre es el mes en el que ya están reunidos los tres que tanto se querían. Antonio murió en 13 octubre de 1941, su hermano José Lino Reyes Estudillo el 12 octubre 1966. Francisca Monroy Moreno 20 octubre de 2012. Mi tío Antonio era para mi madre un hermano.
Los tres presenciaron la toma de Málaga. Yo que era y soy muy curiosa me gustaba oír a mis padres, que eran mis ídolos, contar sus experiencias de la niñez y juventud. Mi madre me contó lo que pasaron aquel día en que estaban los tres en el hotel Limonar, fueron bombardeados por la aviación fascista, por tierra las tropas moras iban a bayoneta “calá”, se llevaban a las personas pinchadas como aceitunas.
Hubo una desbandada, cada uno corría por donde podía, ellos, como la mayoría, en dirección Almería. Corrieron hacia la montaña donde  encontraron en un montículo un hueco que cabía una persona y se metieron los tres. Desde allí vieron lo más espantoso, desde el mar los barcos bombardeaban Málaga y la aviación barría la carretera dejando miles de muertos. Antonio  se incorporó a la tropa republicana de la que era capitán. Mi padre decidió acompañar a su mujer lo más cerca posible de Benalup. Tenían que cruzar por la montaña, donde se encontraron con las tropas fascistas,  les interrogaron por separado, cada vez que oían un disparo cada uno pensaba que habían matado al otro. Un poco más abajo se encontraron los dos, había cientos de personas fusiladas, mi madre estuvo muchos meses sin poder dormir. Mis padres se amaron de principio a fin. Un día le pregunte como conoció a mi padre. Me dijo:”yo  tenía una amiga que se llamaba María Silva que salía con Antonio Lino Reyes, un día fue con él su hermano Pepe así fue como lo conocí, éramos un grupo que todos éramos de izquierdas. María iba a las charlas y luego nos reuníamos y nos contaba las novedades, éramos buenas amigas”. Para contar la historia de mis padres me harían falta 2000 páginas. Mi madre fue una mujer muy valiente y trabajadora y sufrió mucho en su vida. En su final fue cuidada en su casa por 8 hijos. Días antes de irse canto conmigo a dúo la párrala.  
En la fotografía José Reyes Estudillo, Francisca Monroy Moreno (su mujer e hija de José Monroy, el Presidente del Sindicato cuando los Sucesos del 33), y las hijas de ambos: Mª Luisa (la morena) y Pilar(la rubia) Reyes Monroy

0 comentarios: