Las nieves del Kilimanjaro

Tenía muy abandonada la sección de la película de la semana, hoy la voy a retomar. Me daba rubor escribir sobre la película que veía. Últimamente voy poco a los bares y mucho al cine. Además de por cuestión de salud, será que me estoy haciendo viejo, espero rejuvenecer pronto. Miro en internet que película ver hoy y me llama la atención esta película francesa. La nacionalidad, por mucho que se empeñen los guiñoles, es toda una garantía. Busco la sinopsis de la película. "A pesar de haber perdido su trabajo, Michel vive feliz con Marie-Claire desde hace treinta años. Sus hijos y sus nietos los llenan de alegría. Tienen amigos muy cercanos. Están orgullosos de sus actividades sindicales y políticas. Sus conciencias son tan transparentes como sus miradas. Pero ese bienestar salta por los aires cuando dos hombres armados y enmascarados los golpean, los atan y se fugan con sus tarjetas de crédito".
Es francesa, últimamente vemos muchas películas francesas y nos gustan. Esta también nos ha gustado bastante. Mucho. Busco las críticas en internet. Hay de todo. Dice una: "En conjunto una película artificial, construida de modo evidente y previsible, que juega sucio para que todos nos emocionemos y riamos por cojones, y que, aunque muchos incautos caigan en su juego, pues para eso está hecho, no es sino una sucesión de diálogos desastrosos, humor simplón, y escenas inverosímiles. Y del final, ni hablamos". Evidentemente nosotros somos unos incautos porque hemos caído en el juego sucio de emocionarnos y reírnos, será porque nos hacia falta o porque somos muy cándidos. Recuerdo perfectamente tres o cuatro escenas en las que me he emocionado y otras tantas en las que me he reído. Iluso de mí. Busco otra crítica que coincida más conmigo. La encuentro: "Ah, pero estamos en otra etapa: las luchas obreras, la ilusión de los proyectos por hacer, la convicción en unos valores sociales, todo parece, de pronto, caer por los suelos. Y desde esa madurez, los personajes de Guédiguian se preguntan en qué se han convertido, si la edad les ha hecho conservadores sin darse cuenta, si ya no tienen derecho a ver la vida con ilusión. Y, más que nunca, Guédiguian consigue conmover, emocionar y hacer reflexionar desde la mayor sencillez con una fábula realista, o una radiografía cálida y melancólica, en la que encara los problemas de una sociedad machacada con un hálito de esperanza, con una irrenunciable confianza en la solidaridad". Evidentemente todos hemos visto la misma película, pero la percibimos de manera totalmente distinta. ¿Por qué? Creo que es la película que más me ha gustado de las que he visto en el último año. Me gusta porque toma partido político hasta mancharse, me gusta porque tiene un ritmo que me parece adecuado, porque es un canto a la amistad y a la solidaridad y me gusta porque plantea que pese a los cambios que te da la vida es conveniente seguir con tu opción vital. Es de esas películas cuya temática es la vida. Eso que es muy fácil, porque consiste en levantarse por la mañana y acostarse por la noche, aunque a veces no la complicamos bastante. O nos la complican. Además es visceral, no deja indiferente a nadie, o te encanta o la rechazas de plano. Eso va a ser, como en otras muchas cosas, cuestión de ideología (que pega con bujías). Si las has visto o la ves y te apetece compartir tu opinión, tienes la opción de los comentarios. 

Comentarios

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. Vencedores. 5

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV