La cosa está muy mala. Y 4

Como dice Woody Allen estamos condenados a interesarnos por el futuro, porque es el lugar donde vamos a pasar el resto de nuestros días. Como ya se intuía en la entrada anterior casi todo el mundo está de acuerdo que la única salida existente está relacionada con la educación. Como dice Carlos Gentil en su blog: “Uno de los problemas con que nos enfrentamos cuando hablamos de superar la crisis, ya que parece asumido que la única salida proviene de la llamada "sociedad del conocimiento", es que nuestra estructura del empleo y la composición de la fuerza de trabajo vienen caracterizadas, ambas, por una proporción excesiva de empleos de baja cualificación y por trabajadores con escasa formación (véanse los informes de CEDEFOP), a lo que hay que añadir una proporción comparativamente baja, respecto de otros países, de empleos de alta cualificación. Esto justificaría mayoritariamente la elevada cifra de paro y la enorme dificultad para disminuir la misma en este período”.
Niveles de cualificación y formación que por razones históricas son inferiores en esta zona a la media provincial, regional y nacional, y que explican, en parte, que la crisis haya afectado en esta zona en una mayor medida. Como deja muy claro el informe ya citado de CC.OO: “Por nivel educativo, los trabajadores con pocos estudios "han sido y siguen siendo" los más afectados por el ajuste del empleo derivado de la crisis. De hecho, el 83% de los empleos desaparecidos en estos años, en concreto 1,8 millones, estaban ocupados por trabajadores cuyo nivel educativo correspondía a enseñanza secundaria de primera etapa o inferior.”
La población ya ha intuido que no hay otra solución que esperar a que escampe, formándose y cualificándose adecuadamente mientras tanto. Lo vemos todos los días en el regreso a las aulas de mucho alumnado que había abandonado prematuramente el sistema educativo. Es lo que yo les llamo cariñosamente “los hijos pródigos”.
Sigue diciendo Carlos Gentil en su blog: “La verdad es que si no ponemos remedio a esto, nuestro país tiene todas las probabilidades de convertirse en territorio de baja cualificación (turismo, construcción e industrias básicas y servicios sin cualificar) y en escenario de una dinámica de sobrecualificación o subempleo (trabajadores que no encuentran empleos a la altura de su cualificación), que no lleva sino a la frustración de los más preparados”. Es lo que ha pasado recientemente, nos especializamos en poner ladrillos y cervezas y cuando vinieron mal dadas, fuimos los primeros que soportamos las cargas de profundidad. La emigración reciente a Alemania de muchos técnicos universitarios se explica por la insuficiencia española de crear un tejido que cree bienes y servicios que necesite mano de obra cualificada.
Parece claro que la tendencia y el futuro de una zona rural como la nuestra está en la profundización de la multifuncionalidad, donde la cualificación de la población, las posibilidades de desarrollo endógeno y el turismo rural van a jugar un papel muy importante. Pero debería ser un desarrollo sostenible, ya que el gran crecimiento experimentado recientemente no ha respetado todo lo que debiera el patrimonio cultural y natural de la zona. Hoy las noticias que nos llegan de Italia nos meten el medio en el cuerpo y nos traen a la mente aquella frase de las barbas de tu vecino. Suelo terminar a veces las entradas con una cita. Esta vez va a ser con diez, aunque del mismo autor.

  • No pretendamos que las cosas cambien si siempre hacemos lo mismo.
  • La crisis es la mejor bendición que puede sucederle a personas y países porque la crisis trae progresos.
  • La creatividad nace de la angustia como el día nace de la noche oscura.
  • Es en la crisis que nace la inventiva, los descubrimientos y las grandes estrategias. Quien supera la crisis se supera a sí mismo sin quedar ‘superado’.
  • El inconveniente de las personas y los países es la pereza para encontrar las salidas y soluciones.
  • Sin crisis no hay desafíos, sin desafíos la vida es una rutina, una lenta agonía. Sin crisis no hay méritos.
  • Es en la crisis donde aflora lo mejor de cada uno, porque sin crisis todo viento es caricia.
  • Quien atribuye a la crisis sus fracasos y penurias violenta su propio talento y respeta más a los problemas que a las soluciones
  • Hablar de crisis es promoverla, y callar en la crisis es exaltar el conformismo.
  • En vez de esto trabajemos duro. Acabemos de una vez con la única crisis amenazadora que es la tragedia de no querer luchar por superarla.
              • ALBERT EINSTEIN

Comentarios

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. Vencedores. 5

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV