El rosal de Seisdedos y Blas Infante. 2

El jornalero “Barberá” respondía al nombre de Salvador Barberán Romero, el maestro Pini (el de la anécdota de la camisa -tenía Salvador una sóla camisa que para lavársela se tenía él que acostar. Un día mientras que se secaba se la robaron y al enterarse el dijo que a quien había sido seguro que le hacía más falta que a él. Aunque tenía sólo una camisa-), hijo de Antonio Barberán Castellet, asesinado en la calle Medina cuando una patrulla del Capitán Rojas hacía prisioneros a familiares de los que habían participado en los Sucesos. El mismo Salvador Romero fue capturado después y unido a la cuerda de presos, pero salvó su vida, porque el guardia civil Juan Gutiérrez (que ejercía en Chiclana, pero antes había estado en Casas Viejas) lo conocía y pensó que  estaba bien con una muerte en la familia. Fue una de las personas del pueblo que más se relaciona con los periodistas que vienen a Casas Viejas a cubrir los hechos, apareciendo en numerosas fotografías. Cuenta Ramos Espejo en Después de Casas Viejas: “Blas Infante sentía verdadera pasión por los santones del anarcosindicalismo andaluz: Salvochea, Pedro Vallina, Seisdedos. Adoraba la mística de aquellos revolucionarios, como la del pacifista Francisco de Asís, El gesto de acudir a Casas Viejas y traerse para su jardín de Coria un plantón de rosal de Seisdedos, revela la devoción mística de Infante por los defensores de la causa andaluza… Cuenta Luisa: Mi padre plantó aquel rosal, que nosotros llamaríamos después mosqueta, en el jardín. Y después puso otro en la huerta. El mismo cogió un amocafre y lo plantó... Los rosales tardaron mucho tiempo en perderse. Yo creo que se helarían. La pata de la cama, carbonizada, estuvo siempre en la biblioteca mientras vivió mi madre. Después ya no sé qué pasaría …. » Volvamos al relato de pedro Vallina: "Lo llevó piadosamente a Sevilla y lo plantó en el más fértil suelo de su jardín, y lo regó con la más cristalina de sus aguas. El rosal se vistió pomposamente de verde y se cubrió de capullos prometedores de las más bellas rosas. Y fueron objeto constante de especulación por parte de los visitantes del jardín las flores rojas que un día brotarían de aquel rosal cogido en la casita del crimen, rojos como el color de la sangre derramado por los campesinos mártires; Rojos como el color de la bandera de la rebelión de los esclavos. Pero una esplendorosa mañana de primavera, en que la naturaleza renacía en un ambiente de luz y pájaros, al toque del alba dado por las campanas de la torre morisca, cambió el rosal sus capullos por unos hermosas flores, no rojas, como se esperaba, sino blancas como el color de la nieve y el armiño. ¡Cómo se regocijaba Blas Infante de la ocurrencia del rosal, burlando nuestras esperanzas y ajeno a los furiosos batallares de los hombres! Para nosotros, el rosal, agradecido, reflejaba en aquellas rosas blancas y puras la conciencia inmaculada de Blas Infante, que lo había devuelto a la vida. Otros bárbaros como los asesinos de Casas Viejas, esta vez no disfrazados con el gorro frigio, sino llevando por enseña la cruz gamada, aparecieron en Sevilla de improviso y dieron muerte al más ilustre de sus hijos: a Blas Infante”.Arriba la foto de Serrano en la que aparece la familia del maestro Pini o Salvador Barberán, abajo la casa de Blas Infante en Coria.

Comentarios

Carmen Vargas ha dicho que…
Yo la he visto muchas veces por vivir a unos metros de la Casa Museo de Blas Infante y para mí posee a parte del gran significado que tiene y que muchos conocemos, uno muy especial. Se unen cerca de mí los dos pueblos a los que mis raíces pertenecen: Coria del Río y Benalup-Casas Viejas. Raíces que estan cada vez más vivas, tanto en aquel rosal como en mí.
Merece la pena de visitarlo.
Yo tuve la gran suerte de conocer a una de las hijas de Blas Infante la cual nos mostró la casa, su historia y la primera bandera de Andalucia. Aquello jamás podré olvidarlo.

Entradas más vistas

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Benalup 17

Íllora y Benalup-Casas Viejas. A propósito de la presentación de "Los sucesos de Casas Viejas. Crónica de una derrota".

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. Vencedores. 5

Los benalupenses de a pie durante el franquismo. El favor. 1

Crónica de una derrota anunciada

El habla de Benalup-Casas Viejas. Toponimia. Casas Viejas 18

VII jornadas gastrónomicas. Ruta gastronómica de la seta. BCV