headerphoto

La Guerra Civil en Benalup de Sidionia. Introducción. El perfil de los sumarios

Me han llegado cuarenta y cinco sumarios de gente de B/CV (en ellos hemos incluido los de Malcocinado, Badalejos y Sierra porque, entre otras cosas, así también lo hacen dichos sumarios) por su actuación en la Guerra Civil. Treinta y cinco son por su participación en la zona republicana, cuatro por esconderse en la sierra cuando saltó la guerra  y dos por sus presuntas actuaciones en la retaguardia (el de Ricardo Rodríguez Pérez-Blanco y el Diego Ruiz) y cuatro por pasarse a la zona republicana.
Diecinueve corresponde a casasviejeños que vuelven en febrero del 37 después de la toma de Málaga, cuatro después de haber estado escondidos en la sierra benalupense, entregándose por esa fecha y otros 20 a los que prosiguieron en zona roja y vuelven en el 39. La casuística es muy amplia, porque también hay quienes no volvieron, por ejemplo los tres que murieron en Mauthausen o los que siguen en campos de concentración o pasan al maquis. La riqueza de estos sumarios es amplísima y nos va a permitir estudiar muchos aspectos de la Guerra Civil en Benalup de Sidonia de aquella época. Gracias a ellos podemos conocer por ejemplo que les ocurría a las familias de los que se pasaban a la zona roja, la naturaleza de los que testificaban sobre los enjuiciados, el tipo de informe de las administraciones (Ayuntamiento, Guardia Civil, Requetes y Falange), los motivos por los que se van o vienen, lo que hacen en la zona republicana (zona roja denominan los sumarios), las acusaciones y las sentencias, la confusiones ideológicas de los vencedores, los maquis, la ayuda de republicanos a nacionales durante la contienda, los problemas  de estos enjuiciados durante el postfranquismo, la naturaleza y las seguridades jurídicas de estos juicios o el caso de los huidos al monte. También nos va a permitir estos sumarios estudiar casos concretos muy significativos como el del “Tuerto Manguita”, ejemplo claro del carácter de lucha de clases que tomó la Guerra Civil, o los casos de  “Juan Sopas” y  “Currostaca”  que ejemplifican la importancia de los Sucesos de Casas Viejas en la Guerra Civil en nuestro pueblo, el caso de “Pepe Lino” que fue enjuiciado dos veces y que dos veces consiguió esquivar a la justicia. También vamos a poder profundizar sobre aspectos concretos referidos a los Sucesos, dándonos información estos sumarios que antes no poseíamos, o sobre las pésimas condiciones de vida en las cárceles mientras se resolvía el sumario, condiciones que dieron lugar a la muerte de tres benalupenses o a la vida cotidiana de Casas Viejas o Benalup de Sidonia durante la Guerra Civil, referida al trabajo de la siega, de la corcha o de la subida de los precios de los productos básicos. En fin,  un magnífico viaje por una etapa de nuestra historia, la Guerra Civil, que se va a entender gracias, a donde venimos (sopacas, jornaleros y Sucesos) y que va a condicionar el donde fuimos después (el franquismo y la actualidad). Espero vuestra compañía y al que le apetezca sus aportaciones, críticas y sugerencias, eso sí, en un caso tan especial como este, se sobreentiende que no se admiten los anónimos.

3 comentarios:

Carmen Vargas dijo...

Cuanto agradezco el leer cada vez que puedo estas entradas, un fruto que llega desde tu huerto después de haber germinado para bien, tantas luchas; tantas horas de dedicación a nuestra historia, que hace años la tomé en parte como mía, también: La memoria histórica de Casas Viejas.
Gracias...

Salustiano Gutiérrez Baena dijo...

Gracias a tí por seguir este blog. Son más necesarios de lo que creemos los ánimos en estos momentos, con los contaminados vientos que soplan.

Carmen Vargas dijo...

Pues aunque tengamos que respirar con maascarillas por todos esos efluvios contaminantes que quieren que nos traguemos, tenemos que seguir apostando por la verdad y sacarla a la luz. Así que, por supuesto ánimo!!!