El abandono histórico en el franquismo

boomp3.comsrc="http://counters.gigya.com/wildfire/CIMP/Jmx*PTExOTcyMDA2OTYwMTUmcHQ9MTE5NzIwMTEzNzI4MSZwPTcwNzUxJmQ9Jm49.jpg" />
Aunque se puede matizar, parece claro que hasta finales de los ochenta y principio de los noventa Benalup no obtiene el desarrollo que el mundo urbano español tomó en los años sesenta o el resto de los pueblos en los años setenta. Quizás haya que buscar las causas en que a la dependencia económica del mundo rural andaluz, se le deba unir la dependencia política en el caso de Benalup de Medina Sidonia, lo que traía como consecuencia un aumento en el abandono, marginación y profundización en el alejamiento de la centralidad de nuestro pueblo.
“El pueblo tenía la mitad casas, y la otra mitad chozas de castañuelas sin más ventilación que la puerta, y esa mazmorra con una sola habitación tenían que dormir todos y guisar, con el peligro que esto suponía, y los males olores por el hacinamiento de tantas personas. Las calles estaban terrizas y por algunas de ellas corría el agua sin cobijar y además desembocaban los waters en dicha corriente con los malos olores que es de suponer con tantos excrementos, con esa agua se regaban las huertas, y por lo tanto esto era motivo para que se dieran tantos casos de tifus que allí era muy corriente” Memorias no publicadas de José Suárez Orellana (con las que pretendo crear una nueva sesión en este blog). De esta forma describe José Suárez el estado de las calles de Casas Viejas en la segunda república. Pues bien, a principio de la década de los setenta la situación era muy parecida. Seguía habiendo muchas chozas; 110 en 1970 según en el libro de Marcos Ramos Serrano sobre Medina Sidonia, las calles no estaban asfaltadas, las madronas corrían por mitad de la calle, las condiciones higiénicas dejaban mucho que desear… Todo ello agravado por la sangría demográfica que supuso para Benalup la emigración de los años sesenta. Durante la dictadura los avances en infraestructuras fueron escasos. Las condiciones de vida de la mayoría eran pésimas. La emigración fue una salida para muchos. Las dos fotografías son de Mintz.

Comentarios

Entradas más vistas

Historia de una fotografía de la Infancia. Por Pepe Segura.

Consulta sobre la fecha de las fiestas

Sebastián González Vargas y Benalup-Casas Viejas

La huella de José Martínez Becerra

Patrimonio cultural familiar de B-CV. Casos concretos. José Sánchez y Carmen García. Grandes Cicerones. 14

La historia de una máquina de coser. Por Antonio Rivas Cabañas

La renta en la provincia de Cádiz. El caso de Benalup-Casas Viejas. 1

El legado de Mintz. El bar Palomino. 1